El cierre de una librería

El cierre de una librería siempre genera un sentimiento de pérdida. Es lo más cercano a la muerte de un amigo. Esperamos que alguien, él mismo, venga de no se sabe dónde a decirnos que no, que se lo ha pensado mejor y que aguantará unos añitos más.

Mi admirada Negra y Criminal anunció su final y lo dató: 3 de octubre de 2015. No quise creer tan luctuosa noticia. Escribí, compungido, a mi admirado Paco Camarasa. Hice un pedido de unos cuantos libros de su elección y me senté a aguardar que la decisión fuese reconsiderada.

Hoy, día 3, recibo un correo electrónico que lleva por asunto un escueto «Adiós»  y el siguiente cuerpo.

 

4 de Diciembre de 2002

3 de Octubre del 2015

 “Estaba hecha del material con el que se construyen los sueños”

Contornos (112) Negra y Criminal cierra

GRACIAS y ADIÓS

Saludos negrocriminales y buena lectura

Salutacions negrocriminals i bona lectura

Goraintzi beltza-kriminalak eta irakurketa onak

Saúdos negrocriminais e boa lectura

 

Luchamos con denuedo por evitar que especies de nuestra naturaleza desaparezcan. Hablamos, con razón, de que el maltrato a nuestros semejantes, a los gorilas del Congo, las ballenas de Groenlandia, los elefantes de Namibia o el lince ibérico de Andalucía constituye la máxima expresión de nuestra decadencia como homo sapiens. Ponemos en duda que tal «homo» sea verdaderamente «sapiens» y emprendemos campañas de salvamento, no siempre eficaces, de seres en peligro de extinción.

Algún día nos percataremos de que la librería es una especie (acepciones 1 y 2 del diccionario de la RAE) que debe ser protegida. Por el bien del hombre, tan necesitado de la compañía de las personas como de la amistad de los libros. Compañía y amistad que siempre se encuentran en una buena librería.

1 Comentario

  1. Que pena! Con la crisis han cerrado cientos de librerias.

Responder a Pero Cancelar la respuesta

La dirección de correo no se publicará.

*